Cómo plantar y cuidar pistachos en tu huerto familiar o personal

A muchos nos encanta comer postres y helados de pistacho, otros prefieren comer este fruto tostado o incluirlo en diversas preparaciones. Y son pocos los que se resisten al llamado oro verde, pues el pistacho sigue siendo considerado en muchos lugares como un manjar digno de paladares exquisitos. Así que si quieres disfrutar de un consumo más frecuente del pistacho e incluso comercializar un poco y  generar un dinerito extra te explicamos cómo plantar y cuidar pistachos.

La Pistacia Vera conocida como alfóncigo o pistacho es un arbusto nativo de las montañas de lugares como Irán, Grecia, Siria y otros países cercanos. Produce un fruto de mucho consumo a nivel mundial conocido como pistacho. Hoy por hoy, el pistacho ha conquistado y cautivado lugares tan lejanos como California, México y Australia.   

El árbol de alfóncigo, nombre derivado del árabe hispano y cuyo fruto que es muy conocido gastronómicamente como pistacho -palabra que se deriva del italiano pistacchio- es una planta desértica, que tolera muy bien los suelos salinos, crece hasta los 10 mts. Son plantas resistentes a temperaturas de invierno y temperaturas de verano. Además, necesitan ser sembradas con dirección hacia el sol y en suelos que drenen adecuadamente para que sus raíces no se pudran.

La semilla conocida como pistacho es de color verdoso claro y está protegida por una cáscara dura. Cuando el pistacho  está completamente maduro su cubierta se abre sin mayor dificultad y su color pasa a tener un tono mezclado que resulta en un amarillo-rojizo. El promedio de cosecha del alfóncigo es de 50 kg bianual. Ahora, detallamos el paso a paso para plantar y cuidar pistachos.

plantar y cuidar pistachos

Cómo plantar pistachos en tu huerto familiar o personal

Si es tu deseo tener plantaciones de pistacho para disfrutarlos con tu familia o solo para satisfacer tu cariño por las plantas; sigue este paso a paso para lograrlo.

  • Adquiere semillas de pistachos sin tostar o injertos de escudete.
  • Si te decides por las semillas déjales  remojarse a temperatura de ambiente y bien cubiertas de agua por 2 días.
  • Transcurrido el tiempo de remojo retira las semillas del agua. Envuelves en una toalla y refrigerarlas durante 6 semanas. Debes revisar ocasionalmente las semillas y humedecer la toalla de ser necesario.
  • Luego retira las semillas del refri y ponlas en un lugar oscuro y cálido por varios días.
  • Escoge una maceta o envase que tenga mínimo 15 cm de fondo, añade una cantidad de abono que tenga un ph entre 6.0 y 8.0, que permita un buen drenaje. Realiza orificios de 5 cm de profundidad y siembra 1 o 2 semillas germinadas de pistacho. Coloca el recipiente donde reciba mucha luz solar.
  • Evita regar en exceso para que no se pudran las semillas germinadas, ni luego las plantas.  
  • Si siembras pistacho por semilla hazlo al terminar la primavera o principio de verano y trasplanta las plántulas en invierno. Si siembras por esqueje en escudete hazlo a mitad de junio para mayor éxito.

Cómo cuidar pistachos hasta su cosecha

El clima ideal para plantar el pistacho es uno caluroso, ya que puede soportar épocas de grandes sequías. 

El mejor suelo para su plantación es el suelo arenoso, con profundidad adecuada para el desarrollo de las raíces y un buen drenaje que evite la saturación de humedad excesiva. Si el suelo es rico en nutrientes el pistacho llega a producir mucho más fruto de lo habitual.

Lo mejor para regar el pistacho es hacerlo de forma copiosa pero dejando transcurrir bastante tiempo entre un riego y otro. Evita niveles constantes de humedad.

Cerciórate que tu pistacho reciba mucha luz solar directa. Se mantendrá saludable y será menos probable que lo ataquen las plagas o enfermedades. El fruto del pistacho es favorecido por las brisas leves y moderadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here