Cómo eliminar un tatuaje

Los más comunes pueden ser: anclas, barcos, flores, símbolos chinos, flechas y nombres de seres amados; son algunos de los motivos que algunos colocan en sus cuerpos al decidir realizarse un tatuaje. Se ha vuelto común verlos en casi cualquier sitio, ya sea en el super, la universidad, el gimnasio o en la playa. Los tatuajes llegan a estar tanto en mujeres como en hombres, sin importar la edad. Pero a veces por diversas razones se puede plantear la cuestión de eliminar un tatuaje. Esto no es poco ocasional que ocurra, por esto se comienza a pensar: ¿Cómo eliminar un tatuaje? ¿Dolerá, cuál técnica se usará? Aunque es posible hacerlo, hay que asesorarse bien con el especialista para buscar la forma más segura para optar por eliminarlo.

Eliminando los tatuajes de manera segura y eficaz

Es hora de eliminar ese tatuaje que no te hace gracia y que ya no quieres tener marcado en la piel. Ya sea que desees hacerlo rápidamente, debes tener en cuenta que no será tarea sencilla como se piensa, pero se puede lograr, así que paciencia. Algunos de los métodos para eliminar los tatuajes de manera segura son los siguientes:

  • Usando el láser; esta técnica es muy demandada y consiste en aplicar el láser o luz Q-switch para ir pulverizando la tinta del diseño no deseado. Entonces se absorbe la tinta y se va este de manera gradual. Puede aplicarse en varias sesiones, entre 4 a 6, pero se debe señalar que es un método que puede ser doloroso.
  • Dermoabrasión; es una técnica que tiene como finalidad ir frotando la piel para ir retirando la epidermis poco a poco para poder retirar la tinta de la piel. Claro, después de aplicarla quedará la zona del tatuaje como una quemadura; pero con el paso de las semanas y un buen cuidado se podrá recuperar esta.
  • Salabrasión. Método que, como lo dice su nombre, usa la sal como abrasivo para eliminar el tatuaje con el cual no estamos cómodos. Consiste en aplicar agua con sal sobre el tatuaje, y debe realizarse en varias sesiones. Resulta en dejar como una quemada en la zona. Se irá sanando en los días siguientes.
  • Exfolaciones químicas; es un proceso doloroso en el cual se aplicará nitrógeno líquido para «quemar» la tinta del tatuaje. Puede aplicarse en dos sesiones. Y es mejor aplicarla como última alternativa para eliminar un tatuaje.

Un recordatorio que no debes pasar por alto al eliminar un tatuaje

Si bien es cierto que deseas eliminar el diseño que ya no deseas tener y por las causas que tengas, debes recordar: así como posiblemente buscaste a un tatuador confiable por los riesgos que implica, debes hacer lo mismo buscando un dermatólogo que goce de prestigio al tratar este asunto, para que luego no te arrepientas o pongas en riesgo la salud.

Quizás tenías emoción cuando te hiciste un tatuaje o curiosidad y hasta pasaste por alto la opinión de algunos miembros de la familia; pero decidiste en ese momento que era lo que querías. Ahora cambiaste de punto de vista y es válido; es por esto que debes evaluar, como ya se mencionó, los riesgos pero también los costos, pues puedes gastar más o menos dinero, dependiendo de la técnica.

A pesar de esto, seguiremos viendo los cuerpos de las personas con este «adorno»; se verán diseños simples o algunos más complejos dependiendo de lo que quiera el implicado

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here